Las Mil Historias: Historias sencillas, cotidianas o grandes historias, pero contadas en pocas lineas.

sábado, 28 de marzo de 2015

Las Torrijas

Unos dicen que fueron los romanos, otros aseguran que se deben a los árabes, que es mudéjar o andalusí, pero lo cierto es que la primera vez que aparece escrita la palabra torrija es en el siglo XV y es Juan de la Encina en su Cancionero de 1496, dentro de los villancicos pastoriles el que la nombra, al hablar de miel y muchos huevos para hacer torrijas.
En cantares nuevos
gozen sus orejas,
miel y muchos huevos
para hazer torrejas,
aunque sin dolor
parió el Redentor.
También aparece la receta en la obra Arte de cozina, pastelería, vizcochería y conservería, de Francisco Martínez Montiño, del año 1623.
Se cuenta que al principio la torrija era un alimento que se utilizaba para darlo a las mujeres recién paridas para recuperar fuerzas después de tener los niños, y tal vez fue para contrarrestar la falta de carne cuaresmal lo que hizo que se impusieran como alimento de la Semana Santa porque aportaban calorías y saciaban.
Ingredientes básicos como son el pan, la leche y los huevos, para luego aderezarla con otros como la canela y dependiendo del lugar miel, almíbar o simplemente azúcar, e incluso en otros sitios, entre ellos Sanlúcar, a veces se suele cambiar la leche por vino.
Como curiosidad parece ser que las torrijas era muy habitual servirlas en las tabernas, sobre todo de Madrid con vasos de vino.
Yo recuerdo que antes normalmente las torrijas que se hacían en las casas eran más grandes que las que se hacen ahora, que son mucho más pequeñitas, lo mismo por la cantidad de calorías que llevan.

No hay comentarios: